En estos coffee shop además de contar con las características de una cafetería o un bar, cuenta con una más y es que en los coffee shops está legalizada la venta y el consumo de marihuana.

Un país de contradicciones

En la mayor parte de los coffee shops no venden bebidas alcohólicas y, lo que es más sorprendente aún, aunque fumar hash y marihuana está legalizado, en ellos no está permitido fumar tabaco.

El consumo y la venta de "drogas duras" tampoco está permitido en los coffee shops.


No sólo para fumadores

En los coffee shops de Ámsterdam se puede consumir la Marihuana de muchas formas no solo el clásico porro, también se puede tomár en forma de té, fumár en pipas (bongs) de agua, utilizar vaporizadores e incluso se pueden encontrar comidas hechas a base de Cannabis.

Una especie en extinción

Hace 10 años habían unos 1000 coffee shops en Ámsterdam, hoy en día se pueden contar menos de 300 debido a la presión que ejercen los países limítrofes y a la del propio gobierno holandés para reducir este tipo de turismo.

Fuera de los coffee shops, el consumo de estas drogas en Ámsterdam está prohibido.

En nuestros sitios encontraras toda la informacion necesaria para aprovechar tu viaje al maximo y hacerlo inolvidable.